Régimen Legal para Desarmado de Automotores y Venta de sus Autopartes.

PROYECTO DE LEY

LA CÁMARA DE REPRESENTANTES DE LA PROVINCIA

SANCIONA CON FUERZA DE

LEY

Régimen Legal para Desarmado de Automotores y Venta de sus Autopartes.

Artículo 1º: Adhiérese la Provincia de Misiones a la Ley Nacional Nº 25.761.

Artículo 2º: El Poder Ejecutivo Provincial dictará las normas reglamentarias e instrumentará los mecanismos pertinentes, a los fines de la aplicación de la presente ley.

Artículo 3º: Invítase a los Municipios de la Provincia a adherir a esta ley, instrumentando su aplicación conforme con los requisitos establecidos en la presente, para la habilitación de los desarmaderos de automotores y actividades conexas.

Artículo 4º: Comuníquese al Poder Ejecutivo.

FUNDAMENTOS

La sanción por el Congreso de la Nación de la Ley Nº 25.761, respondió a la necesidad de desarrollar políticas de estado tendientes a enfrentar las prácticas delictivas vinculadas con la sustracción de automotores las que últimamente han afectado, notoriamente, la seguridad de las personas.
Las disposiciones de esta ley rigen para todas las personas físicas o jurídicas que procedan al desarmado de un automotor de su propiedad, y especialmente para aquellas cuya actividad principal, secundaria o accesoria, sea la comercialización de repuestos usados para automotores.
La norma estipula que los registros seccionales de la Dirección Nacional del Registro de la Propiedad del Automotor y de Créditos Prendarios, dependientes del Ministerio de Justicia, Seguridad Derechos Humanos de la Nación, deberán emitir un certificado de baja y desarme, donde constará: Identificación del automotor; fecha de baja; identificación del propietario; identificación del desarmadero responsable y listado de autopartes no reutilizables.
A su vez, toda persona física o jurídica cuya actividad principal, secundaria o accesoria, sea la comercialización de repuestos usados o su transporte, deberá cumplir los recaudos siguientes: a) en las facturas, remitos o documentos equivalentes se hará constar el número identificatorio de la pieza cuando se trate de un respuesta usado; y b) se abstendrá de ofrecer a la venta o mantener en stock repuestos que careciera de la identificación que establece la norma. Es lógico que así sea, pues una detallada individualización y registro de las partes principales de un vehiculo, evitan la comercialización ilegal de las mismas.
La Ley también crea el Registro Único de Desarmaderos de Automotores y Actividades Conexas (en el ámbito de la Dirección Nacional del Registro de la Propiedad Automotor y de Créditos Prendarios) en el que todas las personas que desarrollen la actividad deberán inscribirse. Se consagran, también, las sanciones penales (multa, prisión e inhabilitación), correspondientes a quienes infrinjan las disposiciones de esta ley.
Finalmente, se establece que en el ámbito de la Dirección Nacional del Registro de la Propiedad del Automotor y de Créditos Prendarios, se organizará un servicio gratuito de recepción de denuncias relacionas con el incumplimiento de las disposiciones de la presente que actuará en coordinación con las autoridades judiciales y policiales, las fuerzas de seguridad y las policías provinciales, previa adhesión de las jurisdicciones correspondientes. En tal sentido, distintas provincias argentinas lo han hecho (por ejemplo, San Juan, Chaco, entre otras). En la nuestra, mediante un proyecto de ley (D-23160/049) se intentó algo similar aunque finalmente, sin tratamiento en Comisión, caducó.
Por éstas y otras razones que expondremos al momento de su tratamiento, es que solicitamos el voto favorable de nuestros pares.

Scroll to Top